Cientos de vecinos y artistas claman en Alpedrete para mantener en el callejero los nombres de Francisco Rabal y Asunción Balaguer

Centenares de vecinos, rostros del mundo de la cultura y familiares abarrotaron la tarde del sábado la plaza que llevaba el nombre de Francisco Rabal en Alpedrete y que el equipo de Gobierno de PP y Vox han sustituido por el de Plaza de España, igual que han cambiado la denominación de la Casa de Cultura Asunción Balaguer por el de Centro Cultural La Cantera. Ambos actores vivieron en la localidad durante más de 40 años.

Con el lema ‘De este pueblo son Francisco y Asunción’, el acto congregó a reconocidos artistas como Jorge Sanz o Pepe Viyuela, que leyó el manifiesto, el presidente de la Academia de Cine, Fernando Martínez-Leite, o familiares de ambos actores. 

También acudieron Benito y Teresa, hijos de Paco Rabal y Asunción Balaguer. «Se hizo un secreto, a espaldas del resto de partidos políticos y de la sociedad civil, por un decreto de urgencia, en fin, con nocturnidad y alevosía. ¿Razones? Ninguna coherente, no hacía falta. Las conozco muy bien. A pesar del cariño y consenso del que siempre han gozado nuestros padres por parte de todos, sin importar colores o pensamiento, se les ha despojado del honor concedido por un único motivo: su ideología progresista y por ser militantes del Partido Comunista», ha subrayado Benito.

Tras una foto del matrimonio y una pancarta en la que se podía leer ‘Por la de la cultura. De este pueblo son Francisco y Asunción’, los congregados corearon consignas recordando que estos emplazamientos «siempre» tendrán el nombre de ambos artistas porque tienen el «ADN» de la localidad y exhortaron a PP y Vox a restituir sus nombres en el callejero.

«Censura y autoritarismo»

A la concentración también asistieron miembros de los partidos de la oposición y la líder de Más Madrid en la Comunidad de Madrid, Manuela Bergerot. Esta última ha acusado a PP y Vox, que sustentan el equipo de Gobierno en el Ayuntamiento, de basar su Gobierno en «la censura, el autoritarismo y el sectarismo» y les ha recriminado que quieran «borrar todo lo que les molesta». 

 «Más Madrid siempre va a estar al lado de la defensa y la democracia, que es reivindicar una cultura plural e inclusiva que es la que le molesta a la derecha», remarcó. «Son parte de la historia de España, son parte de nuestra cultura y son parte de la vida de Alpedrete y aquí están los vecinos para defender el honor que tiene que esos nombres formen nuestra identidad colectiva con el callejero», ha indicado.

Bergerot insistió en que el PP «no es una derecha moderada». «Se creen que borrando parte del callejero, que borrando la cifra de 7.291 de las calles de Madrid, el pueblo madrileño y el pueblo de Alpedrete olvida a las víctimas y a sus referentes culturales y a quienes fueron vecinos y vecinas de aquí pero el pueblo no olvida», ha subrayado. «Hay un ataque a la cultura que les molesta, hay un ataque a la cultura plural, a una parte de la cultura democrática de nuestro país, de la cual no se sienten orgullosos», ha explicado.

En esta línea, ha subrayado que Francisco Rabal y Asunción Balaguer «son parte de Alpedrete» y con esta medida, queda claro que a PP y Vox «les molesta una parte de Alpedrete». «Les gustaría reducirlo todo a una unidad uniforme, plana y gris, conforme a su ADN, básicamente», ha enfatizado. Frente a ello, ha elogiado a los vecinos que han salido a protestar para defender la memoria y la necesidad de que el nombre de ambos artistas permanezca en el callejero. «Es en las plazas, en la Asamblea, y desde el Ayuntamiento, con nuestros dos concejales, donde toda la presión de quienes defendemos la pluralidad y la democracia tenemos que estar juntos y organizados», ha subrayado, y no estar «calladitos, que sea lo que les gustaría a algunos».

Por su parte, el concejal socialista en el Ayuntamiento Carlos Ervina ha recalcado que lo que se pretende hacer «es algo absolutamente gratuito e innecesario». «Nosotros lo que queremos es ensalzar la figura de dos actores, no de dos comunistas o socialistas», ha defendido el edil.

En esta línea, ha recordado que no se oponen a al nombre de Plaza España -han ofrecido otras localizaciones- sino a que se retiren estos nombres del callejero. «El alcalde ha cometido un error, pero no creo que lo haya decidido él, sino sus socios de Gobierno (Vox) y lo que pretenden hacer es algo absolutamente gratuito e innecesario», ha remarcado.

Frente a ello, ha elogiado a los vecinos que han salido a protestar para defender la memoria y la necesidad de que el nombre de ambos artistas permanezca en el callejero. «Es en las plazas, en la Asamblea, y desde el Ayuntamiento, con nuestros dos concejales, donde toda la presión de quienes defendemos la pluralidad y la democracia tenemos que estar juntos y organizados», ha subrayado, y no estar «calladitos, que sea lo que les gustaría a algunos».

Por su parte, el domingo, coincidiendo con la celebración del 88 aniversario de la Agrupación Socialista de Alpedrete, el secretario general de los socialistas madrileños, Juan Lobato, hizo entrega a Teresa y Benito Rabal de una réplica de la placa retirada por el Ayuntamiento al renombrar ambos espacios con el nombre de sus padres.

Homenaje del PP a Balaguer en 2019

Los nombres de la Plaza de Paco Rabal y Casa de la Cultura Asunción Balaguer constaban en el callejero de Alpedrete desde 2001, siendo alcalde el socialista Isidoro Aragoneses, y desde 2015, con el alcalde de Podemos Carlos García Gelabert, respectivamente, pero fue el actual alcalde popular, Juan Rodríguez, quien en 2019, tras la muerte de Balaguer, organizó un homenaje en su honor. 

Ahora, el equipo de Gobierno que preside junto a Vox  -con siete concejales del PP y los tres de Vox- ha firmado el cambio de denominación de la Casa de Cultura Asunción Balaguer por el de Centro Cultural La Cantera «por considerarlo más identificativo de la actividad que se realiza en el centro y un reconocimiento a los jóvenes que se forman en la biblioteca estudiando o participando de las actividades y de los cursos del propio centro» así como «una referencia al pasado» del municipio. Sin embargo, la referencia a la cantería es numerosa en el pueblo, que tiene la avenida de Los Canteros, el Museo del Cantero, el Monumento al Cantero, el Centro de Mayores «Los Canteros» y celebra el Día del Cantero, entre otros.

Rodríguez asegura que «es una propuesta consensuada con Vox, no nos han amenazado diciendo que si no lo cambiamos se van del Gobierno, es algo conjunto». En el caso de la Plaza Francisco Rabal para pasar a denominarse Plaza España, lo justificó por ser esta «referencia de cualquier municipio de España y considerar oportuno tener en el mismo «una plaza simbólica y central dedicada a nuestro país». Aunque en este caso se acordó ordenar el cambio, se solicitaron una serie de informes ya que afecta a más de 90 viviendas. 

El alcalde ha explicado que en la Junta de Gobierno se abrió el expediente para analizar cuántos vecinos se verán afectados por el cambio del nomenclatura de la plaza Francisco Rabal, donde hay cerca de 90 viviendas. «Habrá que estudiar todo el tema de cambio de escrituras, compañías de suministros… no sabemos si tendrá un coste económico», pero en el caso de que así fuera, «estudiaríamos cómo puede hacerse cargo el Ayuntamiento, como otra serie de cosas que cuestan dinero».

Petición de Pleno

Los grupos de la oposición en el Ayuntamiento de Alpedrete, que suman siete ediles -Más Madrid (2), PSOE (2), Podemos-IU (1), Unión del Pueblo de Alpedrete, UNPA (1) y la concejala no adscrita, Mari Luz Sancho-, han presentado una solicitud en el Registro Municipal para pedir un Pleno extraordinario en el que se revoque el cambio.

«Ha sido rechazada la solicitud porque dicen que no se puede revocar una decisión que no se tomo en Pleno, sino en Junta de Gobierno», ha explicado Ervina, que ha avanzado que los abogados de la agrupación socialista están analizando «si lo que nos comunican es cierto o no».

Desde el Ejecutivo local se ha señalado que la oposición «está en su derecho» de solicitar el Pleno, pero que esta entidad «no es el órgano de Gobierno» en el que se toman decisiones como las adoptadas, ya que las mismas se adoptan en Junta de Gobierno, teniendo incluso «potestad» la Alcaldía. En cualquier caso, han remarcado que el Pleno podrá celebrarse, y se producirá el «debate», pero que la decisión de la retirada de los nombres «se va a mantener» porque «así se ha decidido en Junta de Gobierno».

Sobre la retirada de las placas de ambos actores, estas fuentes han concluido que el procedimiento se ha realizado basándose «en la consulta realizada a funcionarios habilitados para esta cuestión».

Entrega de firmas

En una rueda de prensa en las instalaciones de la Fundación de AISGE, la entidad gestora de derechos de artistas e intérpretes, los hijos de Francisco Rabal y Asunción Balaguer anunciaron que entregarán al Consistorio 6.000 firmas contra este cambio de designación al entenderlo «injustificable y un «ataque a todo el mundo de la cultura».

Asimismo, los hermanos Rabal Balaguer rechazaron la propuesta del alcalde, el ‘popular’ Juan Rodríguez Fernández-Alfaro, de poner el nombre de sus padres al Salón de Actos del Ayuntamiento tras retirar el nombre de la plaza y la Casa de la Cultura.

Más de 5.300 personas han firmado ya en ‘Change.org’ esta misma petición, al tiempo que el actor Emilio Gutiérrez Caba hacía pública una ‘Carta abierta a Asunción y Paco’ mostrando su «dolor y enfado» por lo sucedido.

Firmas Paco Rabal – Asunción Balaguer Alpedrete