La comunidad benedictina del Valle de los Caídos también recurre ante el Tribunal Supremo la exhumación de Franco porque requiere “autorización eclesiástica”

Los monjes del Valle de los Caídos han recurrido al Tribunal Supremo la resolución del Consejo de Ministros de 15 de febrero de 2019, sobre la exhumación de los restos de Franco porque, según precisan, los poderes públicos no pueden “actuar libremente en un recinto sagrado sin la necesaria autorización eclesiástica”.

Además, según explica la Abadía benedictina, “interferir en un acto de culto como es la inhumación, custodia y exhumación de restos humanos yacentes en sepultura religiosa vulnera el principio de inviolabilidad protegido por los Acuerdos del Estado español con la Santa Sede y el derecho a la libertad religiosa y de culto”.

Asimismo, el recurso pone en tela de juicio la “constitucionalidad” del Decreto-Ley 10/2018 que “implica, de forma imperativa, la exhumación de 20 cadáveres de monjes benedictinos yacentes en el cementerio de la Abadía”.

A falta de acuerdo del Gobierno con la familia Franco, los benedictinos afirman que actuarán de acuerdo con la sentencia del Tribunal Supremo pues consideran que es el “órgano competente para dilucidar la controversia existente, lo que garantiza, plenamente, el respeto al ordenamiento jurídico”.