“Mi historia en 100 palabras”: Valdemorillo convoca un año más su Concurso de Microrrelatos

El Ayuntamiento de Valdemorillo continúa apostando por el microrrelato para poner a prueba la capacidad de los potenciales escritores de sello local, de modo que, alcanzando su séptima edición, está en marcha el plazo de presentación de originales al concurso con el que se busca promover e impulsar el trabajo literario entre quienes se sientan atraídos a la hora de probar a narrar una historia, un pequeño relato que no ha de superar las 100 palabras de extensión. Desde la Concejalía de Educación y Cultura que gestiona Eva Ruiz se da así nuevo impulso a la fórmula de la narración breve, concisa, capaz de reflejar el ingenio y acierto a la hora de llevar al papel argumentos de todo tipo, logrando que el modo en que están redactados cale en el lector, y, en este caso, en el jurado. Y así, a falta del nudo y desenlace que cada participante considere más oportuno para sus breves narraciones, el denominador común de todas las obras que concurran a este certamen, es el encabezamiento, esa primera frase que arranca en los mismos términos que se puso fin al relato ganador en 2019, media docena de palaras que esta vez, en sí mismas, son, además, un invitación a acabar con el folio en blanco, ‘Ven, verás, te enseñaré a escribir…”

Así, y a partir de esos puntos suspensivos, continuará cobrando letra cada uno de los textos que, conteniendo como mínimo un centenar de palabras y no superando en ningún caso las 150 (título aparte), opten finalmente a hacerse con alguno de los dos premios a otorgar por el Consistorio, ambos destinados a poner en manos de los ganadores lotes de libros que, en el caso del mejor puntuado, estará valorado en 150 euros, mientas que el segundo tendrá un valor de 125.

Los interesados tienen de plazo hasta las 21:00 horas del 27 de marzo para hacer llegar sus redacciones, bien entregándolas directamente en el mostrador de la Biblioteca Municipal María Giralt, o enviándolas por correo certificado, sin indicar remitente, teniéndose en cuenta, en estos casos, la fecha del matasellos. Abierto a la participación de los mayores de 16 años “con ganas de hacer suyo este reto y ponerse, nunca mejor dicho, manos a la obra, demostrándonos su ingenio”, como recalca Ruiz, el concurso prima tanto la la brevedad de lo escrito como la capacidad de condensar en estos breves párrafos las cualidades de todo buen relato.

Mi historia en 100 palabras

Porque no se trata de contar una anécdota, ni de recurrir a la greguería, hay que desarrollar de principio a fin el planteamiento, y hacerlo mediante un buen uso del lenguaje y con la precisión necesaria, Y, en cuanto a los otros aspectos de carácter más técnico, cabe recordar igualmente que todos los trabajos han de entregarse en formato DIN-A 4 y tipografía Times New Roman, a cuerpo 12, presentándose en sobre cerrado, bajo lema o seudónimo, y sin alusión alguna que identifique al autor, cuyos datos personales se deben consignar en un segundo sobre, incluido en el anterior, adjuntando también breve apunte biográfico y copia del DNI. Además, en el exterior de ambos sobres se indicará VII Concurso de Microrrelatos ‘Mi historia en 100 palabras’ y el seudónimo elegido, haciéndose cada participante responsable de la propiedad intelectual y patrimonial del texto firmado por él ante posibles reclamaciones.

El fallo del jurado, integrado por personas vinculadas al mundo cultural y de la escritura, se dará a conocer durante el mes de abril. Y para mayor difusión de los textos que finalmente resulten premiados, éstos se publicarán, al igual que la selección de finalistas, y si la calidad de las obras presentadas lo justifica, en el portal de la Biblioteca Municipal, cuyo personal también facilita más información sobre este Concurso de Microrrelatos en el 91 897 88 08.