Los Molinos también suspende sus fiestas patronales: “Es un acto de responsabilidad para garantizar la seguridad de todos”

El Ayuntamiento de Los Molinos ha hecho público esta tarde un comunicado en el que anuncia la suspensión de las fiestas patronales en honor al Santísimo Cristo de la Buena Muerte, que habitualmente se celebran a mediados de septiembre. La decisión, explica, “se ha tomado después de mantener diversas reuniones con los partidos políticos del municipio, la Hermandad y las asociaciones de mozos, mozas, casados y casadas”.

El equipo de Gobierno, que hace unos días ya comunicó que no se abriría la piscina municipal para evitar riesgos de rebrotes de coronavirus, subraya que “ha decidido primar la seguridad y el bienestar de los vecinos, visitantes, empleados municipales, fuerzas y cuerpos de seguridad, Protección Civil, artistas, etc.”. “Es un acto de responsabilidad con el fin de garantizar la salud de todos”, añaden.

Estas mismas fuentes recuerdan que las fiestas patronales son “multitudinarias”, con actividades que “atraen a cientos de visitantes llegados de diversas zonas de la Sierra, otros puntos de la región e incluso de otras partes de España”. Especialmente concurridos son los encierros, en los que “resulta totalmente imposible mantener las medidas de seguridad y los 1,5 metros de distancia interpersonal”.

Vendrán tiempos mejores

“Sabemos que para los molineros las fiestas son una parte muy importantes de sus vidas, pero por desgracia este año no podemos celebrarlas; la Covid-19 llegó con fuerza hace unos meses y vino para quedarse“, prosigue el comunicado. “Vendrán tiempos mejores y volveremos a vibrar juntos celebrando nuestras fiestas patronales”, finalizan desde el Gobierno, agradeciendo el apoyo y la comprensión de la Hermandad del Santísimo Cristo de la Buena Muerte y de las asociaciones de mozos, mozas, casados y casadas.

Reguero de suspensiones

Los Molinos se une así al reguero de suspensiones de las últimas semanas, ya que los festejos se han suspendido en la práctica totalidad de localidades de la zona, desde Collado Villalba a Las Rozas. Entre los últimos que han anunciado esta medida están también Cercedilla o Colmenarejo. Antes, hicieron lo propio Alpedrete, Navacerrada, Moralzarzal, Torrelodones, El Escorial, Galapagar o Robledo de Chavela. Entre los ayuntamientos que aún no se han pronunciado oficialmente está el San Lorenzo de El Escorial, cuyo patrón se celebra el 10 de agosto. Además, Guadarrama anunció hace unos días la cancelación de las fiestas de verano en honor a la Virgen de la Jarosa, aunque aún no se ha pronunciado sobre las de San Miguel y San Francisco de Asís (a finales de septiembre y principios de octubre).