El PSOE está reordenando su patrimonio inmobiliario y para ello tiene a la venta tres inmuebles en la Comunidad de Madrid: la sede de la Escuela Jaime Vera, en Galapagar, y los edificios de Gobelas y Miguel Fleta, en la capital, mientras que ha añadido a su balance nueve sedes de agrupaciones locales, según refleja la Memoria anual de las cuentas de 2020.

La Escuela Jaime Vera se encuentra situada en la calle Delicias 33 de Galapagar, en la finca denominada Las Pizarras, que cuenta con una superficie de 13.600 metros cuadrados, de los que 1.000 están edificados y el resto es el terreno en torno a la construcción principal.

Centro de formación durante más de 30 años

Este instituto se encargó durante más de 30 años de la formación de cuadros del PSOE, tanto de forma presencial como online, trabajando en las áreas de liderazgo y comunicación política e incidiendo en otros ámbitos de la política general como la economía, la igualdad o los derechos sociales.

En 2010 pasó a formar parte de la ahora extinta Fundación Ideas y en 2014 se vio envuelto también en una polémica, al hacerse público que su sede de Galapagar había estado desarrollando su actividad sin contar con la licencia de funcionamiento.

Las licencias para las obras que se desarrollaron entonces fueron concedidas por el Ayuntamiento en 2010. Pero para obtener las licencias de funcionamiento, sus responsables debían haber presentado informes complementarios, como los certificados de obra o los seguros de responsabilildad civil como paso previo a reemprender de nuevo la actividad.

Sin embargo, cuatro años después, estos documentos no se habían presentado, por lo que durante ese tiempo, el Instituto Jaime Vera estuvo funcionando sin licencia de actividad, pasando por allí buena parte de la cúpula del partido que por entonces encabezaba Alfredo Pérez Rubalcaba.

Activos inmobiliarios por valor de casi 57 millones de euros

Ahora, sus instalaciones han pasado a formar parte de la cartera de activos  que el PSOE pretende vender. Según el auditor de las cuentas del PSOE, la firma Ecovis Grosclaude and Partners, el balance del partido refleja en su cuenta de “terrenos y construcciones” unos activos inmobiliarios por valor de 56,75 millones de euros, dentro del epígrafe de inmovilizado material, y otros 7,57 millones dentro del epígrafe “inversiones inmobiliarias”, la cuenta a la que han movido, según la Memoria anual de las cuentas de 2020, los tres edificios que los socialistas tienen a la venta.