Cierra la Escuela Municipal de Idiomas de Galapagar tras no renovarse el contrato con la empresa que prestaba el servicio

A dos semanas del inicio del curso el Ayuntamiento de Galapagar ha confirmado el cierre de la Escuela Municipal de Idiomas, después de que, según indican fuentes municipales, no haya sido posible alcanzar un acuerdo con la empresa que se venía encargando de este servicio, Fantasía Extraescolares S.L., de modo que no se ha renovado la prórroga por un año adicional del contrato. “Pese a que la actitud del Ayuntamiento ha sido siempre pacífica y en búsqueda de una solución que velase por el beneficio de los alumnos inscritos, la misma no ha sido correspondida por parte de la empresa contratista”, indican desde el Ejecutivo.

Según el comunicado hecho público este viernes por el Ayuntamiento galapagueño, se ha solicitado a la empresa “el listado oficial de todas las personas inscritas en el presente curso a la mayor brevedad para poder facilitarles información y soluciones, ya que, a día de hoy, aún no se dispone de estos datos de contacto, perjudicando y anulando con ello sus derechos de conocer esta situación en primera persona, de manera directa y privada, ya que el Ayuntamiento es la identidad responsable de dichos datos”.

A la vez, prosigue el comunicado, “se está trabajando para que se dé una solución a las personas afectadas cuanto antes, estudiando el traslado de las matrículas a otras escuelas de idiomas del municipio, o, por supuesto, ofreciendo la devolución del importe que pagaron por la matrícula. Con ello, se pretende que los actuales usuarios se vean afectados por el menor tiempo posible”.

Desde el equipo de Gobierno reprochan la “falta de formalidad y compromiso por parte de la empresa”, añadiendo que,  con el objetivo de “agilizar este proceso”, las personas que formalizaron su matrícula pueden acudir al Ayuntamiento de Galapagar desde este lunes “para poder facilitar sus datos de contacto y el justificante de pago de matrícula, para así recibir información referente a las soluciones que se proporcionarán”. Igualmente, desde el Consistorio afirma que los usuarios “pueden dejar por escrito quejas formales respecto a la calidad de enseñanza de la escuela, tal y como estipula la ley”.

Escuela Oficial de Idiomas

Además, el Ayuntamiento señala que “con el fin de ofrecer una escuela de idiomas a la altura del municipio, en la que los alumnos aprendan el nivel correspondiente al que se hayan inscrito y estén plenamente conformes con todos los servicios ofertados, por parte de este Consistorio se está tramitando la gestión correspondiente con la Comunidad de Madrid para poder contar en Galapagar con una sede de la Escuela Oficial de Idiomas”. En la Sierra sólo Collado Villalba cuenta con una EOI, con sección en San Lorenzo de El Escorial.

Respecto a la empresa Fantasía Extraescolares, S.L., el Ayuntamiento de Galapagar afirma en el mencionado comunicado que “agradece el trabajo que ha desarrollado durante estos dos años, si bien se reservará el derecho a emprender acciones legales si se volviesen a verter calumnias sobre la actuación municipal llevada a cabo, ya que lo único que pretende esta Administración es cumplir escrupulosamente con la Ley y con el propio contrato suscrito”.

Por último, el Ayuntamiento de Galapagar pide disculpas a todas las personas afectadas, “lamenta profundamente esta situación y reitera que está trabajando para ofrecer una solución inmediata, así como una mejora a largo plazo en los servicios que se ofrecen a nivel municipal, en este caso en el Punto Joven de Galapagar”. En este espacio, situado junto a La Pocilla, se ha trasladado de nuevo el Centro de Educación de Personas Adultas La Oreja Verde.

Por su parte, la portavoz del PP de Galapagar, Carla Greciano, ha pedido al actual gobierno de PSOE y Ciudadanos que reconsideren la decisión, además de iniciar una campaña de recogida de firmas a través de la plataforma change.org.

“Desde el año 2011, existe en Galapagar una Escuela Municipal de Idiomas para atender a la demanda de los vecinos del municipio, que bien por razones laborales o personales, deseaban aprender un idioma distinto al nativo y cuya única opción hasta entonces, para alcanzar tal fin era asistir a la Escuela Oficial de Idiomas en otros municipios vecinos”, explica la edil, recordando que actualmente se ofrecían clases de inglés, francés, chino, alemán o italiano.

“La Escuela ha llegado a albergar más de 450 alumnos y por ello han sido varias las ubicaciones que ha tenido, intentando siempre dar un mejor servicio y obtener un espacio adecuado a las necesidades de una Escuela que realmente supone una mejora en la vida de los galapagueños y de sus hijos.  Pero ahora, el actual equipo de gobierno de Psoe y Ciudadanos, apoyados por Podemos, ha comunicado que no continúa con el contrato y recorta así un servicio muy necesario para el futuro de muchos vecinos”, afirma Greciano, reiterando su petición, dirigida al alcalde, Alberto Gómez, de que no cierre esta escuela.