FP a distancia: la formación óptima para los estudiantes

Ahora más que nunca, estudiar desde casa se ha convertido en la opción más deseada

Aunque hace años la Formación Profesional quedara en un segundo plano, hoy en día sabemos la importancia de estudiar un ciclo formativo de grado medio o grado superior. En otras palabras, convertirse en técnico o técnico superior de alguna disciplina laboral.

Y es que la Formación Profesional gana con creces a la formación universitaria, en lo que respecta a la empleabilidad entre los más jóvenes. En 2020, un 70% de los empleos en menores de 25 pertenecían a la Formación Profesional.

Y en un país donde el paro juvenil (menores de 25 años) está a la cabeza de Europa, alcanzando casi un 40% (en febrero de 2021, un 39,6%) es para pensárselo, ¿o no?

Estudiar un FP a distancia

De este modo, estudiar FP o Formación Profesional se convierte en una forma de asegurar el futuro laboral para el joven recién graduado.

Pero es cierto que la época actual no invita a concentrarse en aulas con desconocidos. Solo invita a quedarse en casa. Así que, un FP a distancia, como los que oferta Euroinnova Formación, la escuela de negocios especializada en formación en línea, es una gran idea para este momento.

El porqué de la Formación Profesional

Con los años, la sociedad hemos podido comprobar la importancia de la Formación Profesional. Y es que se trata de una formación -valga la redundancia- súper interesante: el alumnado da un salto directo al mundo laboral, ya que los FP cuentan con una formación teórico-práctica y, además, son grados muy específicos.

Técnico en farmacia y parafarmacia, técnico superior en agencias de viajes y gestión de eventos, técnico en gestión administrativa o técnico superior en desarrollo de aplicaciones multiplataforma, entre sus infinitas opciones.

En realidad, infinitas no son, pero sí muchísimas: la Formación Profesional en España cuenta con más de 150 ciclos formativos (tanto de grado medio como de grado superior), los cuales quedan divididos en 26 familias profesionales.

En efecto, encontrar unos estudios que gusten, a la vez que un futuro laboral, no es nada complicado.

Las prácticas en FP

A diferencia de los grados universitarios, las prácticas en Formación Profesional son de carácter obligatorio. No obstante, aquellos estudiantes que acrediten, como mínimo, 1 año de experiencia laboral en un trabajo relacionado con el FP, quedarán exentos de realizarlas.

Las prácticas en Formación Profesional forman parte del currículo formativo y, de hecho, deben ser impartidas por centros de trabajo especializados.

Normalmente, cuentan con una duración de unas 400 horas y, cabe destacar, que son una formación y no un trabajo en cubierto. En Formación Profesional, es muy común que aquellas empresas que disponen de estudiantes en prácticas, a posteriori, los contraten, una vez finalizado el grado.

Ventajas de la formación online

El año 2020 ha supuesto un auténtico boom para la educación online. Y es que estudiar desde casa es, posiblemente, la opción más cómoda que pueda existir en la actualidad. Sin olvidar, que también es la más segura: el estudiante no va a entrar en contacto con gente ajena en un espacio cerrado. Y sí, también se va a ahorrar la mascarilla.

De hecho, estudiar a distancia se ha convertido en la opción más deseada por todos: se ahorra tiempo y dinero (transporte, domicilio, gasolina…), se puede compatibilizar con un trabajo, ya que además cuenta con una flexibilidad horaria. Los campus virtuales, cada vez más, están abiertos las 24 horas del día.

En resumidas cuentas, la educación online permite al alumnado estudiar a su ritmo, cuando de verdad tiene ganas y va a ser productivo. Y un FP a distancia ofrece no solo esos beneficios, sino también una formación de calidad, idónea para dar acceder al mundo laboral.