Pedro Pablo seguirá al frente de un Voleibol Collado Villalba que se refuerza con Martín Alcázar y Basterrechea

El Club Voleibol Collado Villalba ha acelerado la maquinaria de cara a preparar la que será su cuarta temporada en Superliga 2, tras la suspensión a tres jornadas del final del curso 2019/2020 debido a la crisis sanitaria. En ese momento, el cuadro villalbino estaba fuera de los puestos de descenso, pero con sólo un punto de renta sobre el Calasancias de la Coruña, y se disponía a visitar al líder, el Rotogal Boiro. Esa jornada del 28 de marzo terminó siendo suspendida ante la gravedad de la pandemia.

Desde entonces, el largo parón competitivo está marcado por las incógnitas sobre cómo será la nueva temporada. Desde el Club Voleibol Collado Villalba “sólo sabemos que la Federación Española ha bajado las cuotas de inscripción por el tema del coronavirus. Sobre cómo será la Liga y cuándo empezará, todavía no sabemos nada”, explica Ramón Guardado. El director deportivo se limita a comentar lo que se viene barruntando en el mundillo del voleibol: “Se habla de que puede haber tres grupos en vez de dos, y que los equipos madrileños podrían estar todos juntos en el mismo grupo para ahorrar costes”.

Sigue Pedro Pablo

Mientras se despejan las incógnitas en torno a la Liga y sus claves, las confirmaciones llegan en clave interna. El Club Voleibol Collado Villalba ha anunciado en junio varias renovaciones que hablan de la continuidad del bloque, empezando por su entrenador. Pedro Pablo García Ramos dirigirá al equipo una segunda temporada en Superliga 2, tras ver cómo el trabajo del año de su estreno se quedaba a medias. Junto al técnico, el club se ha asegurado la continuidad de sus dos colocadores, el joven Javier San Segundo, y el experimentado Javier García, además de confirmar la renovación de Jorge García-Calvo. Éste último y Javier García jugarán su 21ª temporada en el club villalbino, en el que han hecho toda la escalera formativa, además de protagonizar el ascenso a Superliga 2 y las permanencias. El Collado Villalba espera anunciar más renovaciones, en especial la de Pablo Pereira. La continuidad del máximo anotador del equipo todavía es una incógnita, aunque el club confía en que se pueda cerrar. Quien sí es baja confirmada es un histórico, Álvaro Barrasa, otro de los jugadores que han dedicado toda una vida deportiva al club.

En el capítulo de fichajes, el Club Voleibol Collado Villalba tiene confirmados dos: Martín Alcázar, jugador de Colmenar Viejo que estuvo en la estructura del Leganés, y Darío Basterrechea, joven jugador con experiencia en el Coslada.

La nueva temporada también traerá novedades en el organigrama técnico, en el que Ramón Guardado pasará a dirigir al primer equipo sénior femenino en Autonómica, mientras que su antecesor en ese puesto, Piru López, será el entrenador de los dos equipos juveniles y compaginará esa labor con la que desempeña al frente de dos conjuntos infantiles.

Jaime Fresno