El CD Galapagar encara la segunda vuelta con numerosas bajas

El CDGalapagar encara la segunda vuelta del campeonato con unos objetivos diferentes a los que se proponían a principio de curso. El equipo arlequinado decidió prescindir de los servicios de Javier Arroyo, que, aun habiendo obtenido la mejor clasificación histórica del CDGalapagar, veía como la dirección deportiva consideraba necesario un cambio de rumbo hacia una filosofía de juego diferente.

El elegido para la causa fue Álvaro Gómez Rey, que llegaba al CDGalapagar gracias a sus buenas temporadas en la Escuela de la Concepción, que acabó justamente por detrás del equipo dirigido por Javier Arroyo. En contexto, esta temporada ha sucedido algo parecido en el FC Barcelona, donde Ernesto Valverde estaba obteniendo grandes resultados, siendo su equipo el mejor colocado en las promociones de fútbol de bet365 para el título de LaLiga Santander, pero la dirección deportiva le cesó para apostar por una propuesta muy diferente, aunque los resultados, como en el CDGalapagar, están tardando en llegar.

Vuelta al modelo de siempre

Desde el primer día de pretemporada, el nuevo técnico se centró en cambiar la forma de jugar del equipo hacia otra donde el balón fuera el protagonista y el juego se iniciara siempre desde el portero en corto. Los primeros resultados en los amistosos previos a la competición fueron esperanzadores, y la plantilla, bastante amplia en número para un equipo de Preferente, parecía haber automatizado de manera muy rápida la idea del entrenador.

Pero llegó la liga y con ello los puntos en juego, y aunque el juego era vistoso, los resultados no acaban de llegar, por lo que poco a poco, casi de manera inconsciente por parte del futbolista, el modelo de juego fue mutando de nuevo hacia lo que habían construido años atrás, primero David Muñoz, y más adelante Javier Arroyo, el cual se hizo hace unos meses con el banquillo del Torrelodones CF.

Hoy en día, ver un partido del CDGalapagar en el Municipal El Chopo es volver a las raíces, y tanto plantilla (cada vez quedan menos) como aficionados lo agradecen. Y lo más importante, los resultados en casa han mejorado bastante, aunque los objetivos este año pasarán por mantener la categoría de la manera más holgada posible, una vez que el sueño del ascenso parece estar reservado para otros equipos.

Quique Casado se suma a la lista de bajas

A las bajas destacadas de Kani, Justel Víctor Cacho o Chele entre otros, pronto se puede unir la de Quique Casado, pieza fundamental en el ataque del CDGalapagar y uno de los máximos realizadores año tras año.

El delantero villalbino está preparando la oposición para obtener una plaza en el Canal de Isabel II y no puede compaginar el estudio con los días y horas de entrenamiento, De momento, el futbolista sigue entrenando a las órdenes de Álvaro Gómez Rey cuando su agenda se lo permite, pero ya es habitual no verle en el once titular e incluso en alguna convocatoria.

Baja importante de concretarse definitivamente de cara a lo que resta de temporada, lo cual suma un escollo más en el camino del técnico del CDGalapagar, que llegó al club arlequinado con una idea, y que poco a poco ha ido cambiando su discurso hacia lo práctico.