Sergio Martín inicia la Vuelta a Zamora entre los favoritos tras brillar en el Campeonato de España de Murcia a la estela de Alejandro Valverde

Sergio Román Martín tomará este martes la salida en la 36ª edición de la Vuelta a Zamora como uno de los claros favoritos a la victoria absoluta, en una de las rondas por etapas más importantes del panorama español élite y sub 23. El galapagueño, número 1 del ránking élite, iniciará su participación en la contra reloj por equipos que abrirá la competición, como integrante de un Caja Rural – Seguros RGA que llega con una formación de gran nivel y que está entre los favoritos para ganar la primera etapa, de 21,7 kilómetros entre las localidades de Revellinos y Villalba de la Lampreana. Sobre el papel, Supermercados Froiz y Cortizo aparecen en las quinielas como los grandes rivales para disputar al Caja Rural el triunfo de etapa y el primer maillot de líder, objetivo para el que la escuadra navarra presenta bazas de gran entidad, como el vigente ganador de la Vuelta a Zamora, Eusebio Pascual, el flamante campeón de España sub-23, Carmelo Urbano, o el ecuatoriano Jefferson Cepeda, ganador de la Vuelta a Navarra.

A 18 segundos de Valverde en el Campeonato de España

Sergio Román Martín se presenta junto a ellos en un estado de forma magnífico. Tras su gran victoria en la Vuelta a Segovia, el de Galapagar se estrenó entre los profesionales firmando un gran Campeonato de España en Murcia, donde fue 15º en la general absoluta y se quedó a un paso del podio élite, al acabar en la cuarta posición. En unas condiciones durísimas de calor, y con un recorrido de 196 kilómetros, muy superior al de las pruebas amateur, Sergio entró en meta a sólo 18 segundos de Alejandro Valverde, en lo que fue una grandísima actuación que sólo se vio empañada por el hecho de quedarse fuera del podio élite. “De todo, me quedo con haber conseguido un top 15, pero sobre todo con las buenas sensaciones en carrera, que me animan a seguir para que el año que viene sean más carreras así”, dijo el galapagueño, que calificó de “agridulce” su cuarta posición entre los élite.

Días después, en otro de los bloques de competición vascos, Sergio Martín confirmó su gran momento subiendo al podio en el Premio Nuestra Señora de Oro de Murguía, donde fue tercero tras Iker Ballarín (Laboral Kutxa) y su compañero Jefferson Cepeda. En esa última actuación, Sergio se mostró muy sólido en la subida final al Santuario de Nuestra Señora de Oro, pero la labor de equipo, encaminada a facilitar la apuesta por la victoria de Eusebio Pascual, le dejó en un segundo plano: “Eusebio arrancó y abrió un poco de hueco con Ballarín, y Jefferson y yo nos quedamos unos metros. Luego, a Eusebio se le hizo muy largo y reventó. Ballarín siguió y nosotros ya no pudimos cerrar ese hueco”, explicó el galapagueño.

Etapas clave en Zamora

Sergio Martín espera que sus dotes escaladoras salgan a relucir en las etapas de montaña de la Vuelta a Zamora, señaladas para decidir la General, “Las del viernes y el sábado son buenas para mí, según he estado viendo”. El día más señalado llegará el viernes, cuando la ronda zamorana dispute su cuarta etapa en la zona de Sanabria, con 134 kilómetros entre Muelas de los Caballeros y As Hedradas, que incluirán cinco puertos de montaña. El más duro será Lubián, de primera categoría, que se coronará a 12 kilómetros de una meta que también estará situada en una cota de tercera. “Si hacemos una buena crono y salvamos los demás días, creo que Eusebio o yo podemos hacer un buen papel en la Vuelta a Zamora”, avisa Sergio Martín.