Las Rozas no pasa del empate ante la SD Logroñés (0-0) y se jugará el pase a la final en tierras riojanas

Entrenamiento de cara al encuentro del próximo domingo / Twitter Las Rozas CF

Las Rozas CF empató sin goles ante la Sociedad Deportiva Logroñés en Navalcarbón y viajará el próximo fin de semana a tierras riojanas obligado a ver puerta para alcanzar la final por el ascenso a Segunda División B. El equipo de Lolo Escobar tuvo sus mejores opciones en la segunda parte, pero no pudo traducir al marcador el gran dominio del partido que ejerció en la última media hora, tramo en el que la entrada de Nogueira en el medio campo dotó de más llegada a los roceños. Goal, Rubén Blanco, Cruz y Albur tuvieron las mejores oportunidades, pero unas veces el guardameta De Prados y otras la falta de puntería hicieron que persistiera el empate. Pese a ello, las sensaciones fueron muy buenas en ese segundo tiempo, tras un primer periodo marcado por el respeto y la igualdad, en el que el principal susto lo dieron los riojanos, con un disparo a puerta vacía del visitante Binke que se marchó fuera. El hecho de terminar con la portería a cero es el mejor aval para Las Rozas, que jugará en el campo del Mundial 82 de Logroño sabiendo que un empate con goles le daría el pase a la final.

En ese objetivo también siguen el Alcobendas Sport y el Móstoles URJC, aunque con suerte dispar en la ida de las semifinales: los alcobendenses lograron derrotar con claridad (2-0) al Zamora, el campeón castellano leonés, una renta sustancial de cara a la vuelta en el Ruta de la Plata zamorano, mientras que los mostoleños que dirige Salva Ballesta cayeron 0-1 en El Soto ante el Yugo Socuéllamos y se ven obligados a remontar en el Paquito Giménez de la localidad socuellamina, en partido que ya está programado para el domingo a las 12 de la mañana. 

De la suerte de los tres equipos madrileños sigue dependiendo el futuro del Galapagar, que subirá automáticamente a Tercera División si al menos dos de ellos logran saltar a la Segunda División B. De no ser así, los arlequinados seguirían en una Regional Preferente de Madrid que este domingo coronó como campeón a El Álamo, tras derrotar en la final por 4-2 al dominador del Grupo 1, la Escuela Moratalaz. Este año, el campeón de Preferente jugará la fase previa de la Copa de Su Majestad El Rey, novedad que estrenarán los alameños con una histórica participación en el torneo del KO.