Hay una mala imagen de El Gorronal fuera del barrio, según un estudio de la UDIMA en Collado Villalba

uned 1La Universidad a Distancia de Madrid, UDIMA, cuya sede se encuentra en Collado Villalba, ha realizado un estudio piloto para conocer la percepción de seguridad de El Gorronal, uno de los barrios más singulares de la localidad en donde viven unos 5.000 vecinos, al que se han añadido zonas aledeñas como la plaza de la Estación o el parque de Las Bombas. Una de las conclusiones más relevantes del documento es que “hay una mala imagen de El Gorronal fuera del barrio”, ha subrayado Abel González, director del estudio y del Departamento de Criminología de este centro universitario, quien ha especificado que “el 76 por ciento de los vecinos del barrio se siente seguro”, porcentaje que desciende al 52 por ciento en el caso de vecinos de otras zonas del municipio.

Las conclusiones establecen que “apenas hay delitos violentos”, ya que la mayoría de los hechos que se producen son contra la propiedad como hurtos, robos y actos vandálicos, y que “el 4,4 por ciento de los vecinos ha sido víctima de algún delito en el último año”.

En cuanto a las incidencias que ha plasmado este sondeo, el 48 por ciento son de auxilios, conflictos privados e identificaciones, un 6,6 por ciento relacionados con peleas, un 5 por ciento con agresiones sin armas y un 4,8 con violencia de género, por lo que según ha resaltado Abel González “se puede destacar que la mayoría de los incidentes se identifican con actos de vandalismo y pequeños robos y hurtos”.

“Además, tan solo se han denunciado la mitad de los mismos porque las víctimas consideraban que no era algo importante o pensaban que no iban a recuperar lo sustraído”, ha explicado González. En cuanto al número de denuncias, el 50 por ciento de los comerciantes del barrio la presentaron, un 35 por ciento los vecinos de Collado Villalba, y un 66 por ciento los vecinos del barrio.

uned 2

Comerciantes seguros

Para elaborar este estudio piloto se ha entrevistado a 35 comerciantes del barrio, de los que el 70 por cierto ha asegurado sentirse seguro, a pesar de sufrir actos vandálicos, como pintadas, y robos en sus negocios.

También se ha encuestado de manera personal a 71 vecinos de diferentes calles del barrio, de los que el “76 por ciento se siente seguro” y se han realizado 122 cuestionarios on line a vecinos de otras zonas de Collado Villalba, el 90 por ciento de nacionalidad española. “De estos, solo el 52 por ciento se siente seguro en El Gorronal, así que el estudio demuestra que el sentimiento de seguridad es mayor dentro del barrio”.

En cuanto a si consideran que pueden ser víctimas de un delito en los próximos meses, la mitad de los ciudadanos considera que sí, porcentaje que es más elevado en el caso de los comerciantes.

 

Zonas menos seguras

Preguntados sobre aquellos lugares que causan mayor sensación de inseguridad, los encuestados coinciden en señalar la zona baja del barrio: el paseo del río Guadarrama, el parque de las Bombas y la plaza de la Estación, áreas que no pertenecen estrictamente al barrio aunque se hayan incluido en el estudio de la UDIMA.

La razón aportada por los vecinos es que no hay presencia policial y que existen grupos de personas que consumen alcohol y drogas, “pero nos dicen que ellos no los han visto y que tienen conocimiento de ello por rumores”, ha apuntado el director del estudio. “Los rumores se extienden muy rápido y más a través de las redes sociales”.

Sobre la posibilidad de que se produzcan agresiones sexuales, Abel González ha apuntado que aunque “se ha encuestados a más mujeres, no hay diferencias significativas sobre el sentimiento de inseguridad”.

En cuanto a los delitos de odio, “aunque se trata de un estudio piloto que se va a ampliar el próximo curso y con los datos que tenemos no se puede extrapolar, sí podemos decir que no hay islamofobia. Los vecinos no han tenido experiencia directa con delitos de odio y lo que les transmiten es más a través de los medios de comunicación y redes sociales”.

Sobre este asunto, la alcaldesa, Mariola Vargas, ha asegurado “que las nuevas generaciones se sienten completamente integradas. Se funciona muchas veces más por rumores o percepciones subjetivas que por la realidad, pero nuestra obligación es reducir esa sensación de inseguridad”.

 

Soluciones

Este estudio piloto es el primer paso de otro más amplio que recogerá próximamente el sentimiento de inseguridad en otras zonas de Collado Villalba.

Así, una mayor presencia policial activa, la colocación de cámaras de videovigilancia y el cuidado de la imagen del barrio (limpieza de calles y mantenimiento de parques y jardines) están entre las soluciones aportadas por los ciudadanos.

La alcaldesa, Mariola Vargas, ha asegurado que tanto Policía Local como Guardia Civil comenzarán a patrullar de forma visible -“aunque esto ya se empezó a hacer en noviembre tras una reunión con los vecinos del barrio”- y que iniciarán “una labor preventiva y no sancionadora identificando a personas que estén en determinadas zonas calientes a determinadas horas”.

Además, la regidora ha indicado que se reunirán con los comerciantes de El Gorronal para hablar sobre la posibilidad de instalar cámaras de videovigilancia y ha señalado la actuaciones en materia de mantenimiento de los espacios públicos y zonas verdes, un servicio que se ha visto mejorado con la nueva adjudicación y el correspondiente aumento de personal y recursos técnicos de Parques y Jardines.

Collado Villalba es una ciudad segura y quiero agradecer a los vecinos que han colaborado en este estudio porque nos han ayudado a ver el barrio desde dentro, un barrio angosto, con aceras estrechas, con un urbanismo peculiar sobre el que no podemos actuar, pero sí sobre otros aspectos”.

Send this to a friend