El arte como terapia: el Hospital de La Fuenfría expone la obra pictórica de uno de sus pacientes ingresados

Víctor Galán Cortijo es un paciente que se encuentra ingresado desde abril de 2016 en la Unidad de Cuidados Continuos del Hospital de La Fuenfría, en Cercedilla. Galán, de 59 años y origen extremeño, ha pintado desde entonces un total de 30 cuadros que son «fiel reflejo de mi situación emocional desde el primer día que ingresé hasta ahora». En la muestra hay 16 obras que se pueden visitar en el salón principal del centro hasta el domingo 19 de febrero. 

Expo01“Los beneficios reportados por terapias como la pintura en los pacientes ingresados en centros como éste son una auténtica realidad”, señala. Al principio, explica, todos mis dibujos eran tristes, oscuros, hechos en carboncillo y salta a la vista que transmitían mucha angustia, pesimismo y desasosiego. Poco a poco he ido introduciendo colores y reflejando algo que es mi auténtica pasión: los paisajes de Cañamero, una localidad extremeña en la comarca de Villuerca”.

Acuarela, carboncillo y acrílico
Las técnicas utilizadas han sido la acuarela sobre papel, el carboncillo y los acrílicos, y entre los títulos destacan “Depresión. Autorretrato”, “Mi terraza” y “Otoño alegre”. Los primeros cuadros eran, por ejemplo, según explican los profesionales que le atienden, autorretratos del paciente “postrado en su cama, con los ojos cerrados y expresión de tristeza”.

Expo03

Según han pasado los días, matizan, se han ido introduciendo, “colores vivos o paisajes de su pueblo. También los hay que reflejan una situación difícil pero con un horizonte soleado y lleno de colores cálidos que reflejan, sin duda, grandes dosis de esperanza”.

Humanización con el Arte
Con esta iniciativa, los responsables del Hospital de La Fuenfría, un centro situado en pleno Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama, tienen dos objetivos claros: por un lado evidenciar, como ya está acreditado científicamente, que la incorporación de terapias que tienen que ver con el Arte reportan beneficios en el bienestar emocional del paciente; y, por otro, seguir realizando una gestión sanitaria basada en la humanización, es decir, que vaya mucho allá que del mero diagnóstico y tratamiento clínico del paciente.

Víctor Galán está muy ilusionado con la exposición de su obra y su estado de ánimo ha mejorado mucho al conocer la noticia. Y es que los centros de media y larga estancia son, sin duda, los lugares en los que más y mejor tienen cabida las políticas de humanización debido a las características y prolongados periodos de ingreso de los pacientes.

Expo02

 

Send this to a friend