Guadarrama destinará los 4,3 millones del superávit a reactivar las inversiones y bajar el IBI de cara al próximo año

El Equipo de Gobierno de Guadarrama presentó en el último pleno la liquidación del presupuesto de 2015, que se ha cerrado con un superávit de más de 4 millones de euros, lo que, según explicó este martes en rueda de prensa la alcaldesa, Carmen María Pérez del Molino, supone la “consolidación” del saneamiento económico de las arcas municipales. Además, la regidora señaló que este ahorro se repercutirá en los bolsillos de los vecinos a través de una nueva bajada de impuestos, que se acordará con los diferentes grupos políticos, y que además permitirá la reactivación del capítulo de inversiones, que fue uno de los que más se redujo durante los años del plan de ajuste.

carmen mary 2

Pérez del Molino manifestó que “la liquidación del presupuesto pone de manifiesto el trabajo que se ha venido haciendo durante muchos ejercicios. Hemos pasado de un presupuesto de 40 millones a uno de 17, mirando y reduciendo cada partida presupuestaria, cada euro, para que los vecinos, que han respondido con compromiso, vean ahora que hemos trabajado para lo que nos han encargado, que es la estabilidad y la buena gestión. Este año ya hemos bajado un millón y medio de euros en el IBI y con este ahorro volveremos a bajar en el próximo ejercicio al menos otro millón y medio, lo que supone una bajada de impuestos de tres millones de euros, y además la recuperación de las inversiones, que volverán a aplicarse en la mejora y rehabilitación tan necesaria en algunas calles de la localidad”.

A falta de concretar las distintas actuaciones que se pondrán en marcha a lo largo de este año, algo que se hará en las próximas semanas (“están todos los concejales trabajando a marcha, porqueproyectos encima de la mesa hay muchos”, explicó la alcaldesa), entre estas se encontrará seguro la construcción de la rotonda de acceso al polígono industrial o la primera fase del proyecto de reforma del Paseo de la Alameda, además de algunas otras mejoras en las calles y aceras del municipio. Igualmente, se prevé un incremento en la única partida que se pretende aumentar en los próximos presupuestos, como es la de Servicios Sociales.

La repercusión de este ahorro en la reducción de impuestos se determinará en el pleno en el que se aprueben las tasas e impuestos para el año 2017, si bien Pérez del Molino apuntó que la intención de su Ejecutivo es rebajar el IBI, como ya se hizo el pasado ejercicio -con una reducción media en el recibo del 14%-.

Finalmente, la regidora de Guadarrama destacó que durante años pasados “hemos sido muy cautos y prudentes, porque nuestra prioridad era mantener el nivel de servicios que se ofrecen a los vecinos, además de rebajar los impuestos cuando ha sido posible”. Ahora además, finalizó, se podrán retomar las inversiones.

Pérez del Molino terminó la rueda de prensa rechazando la actitud de la oposición y saliendo al paso de quienes la tachan de poco dialongante: “Las puertas de mi despacho están siempre abiertas; lo que no entienden es que gobernar, aunque sea en minoría, es gobernar. Presentar mociones para decir cómo tengo que ejercer esas competencias queda muy bien, pero a los vecinos no les sirve de nada. Si quieren cambiar esos criterios lo tienen muy fácil, lo único que tienen que hacer es dar un paso adelante. Cada uno juega el papel que quiere; el resto son pamplinas”, concluyó.

Send this to a friend