Casi 300 ciclistas se dan cita en la primera edición de la marcha Xcorial Xtreme, con Carlos Verona como invitado de honor

El Escorial y San Lorenzo de El Escorial se llenaron el domingo de colorido ciclista con la disputa de la primera marcha Ciclodeportiva “Xcorial Xtreme”, organizada por el Club Ciclista Escurialense y los ayuntamientos de ambos municipios.

El protagonista en la salida era el ciclista local y profesional de Mitchelton-Scott, Carlos Verona, que era el invitado de honor de la marcha y compartía la salida con los casi 300 participantes en la prueba, venidos de diversos lugares de España. A las 8:30 todos ellos tomaban la salida para afrontar los 116 kilómetros del recorrido, con los puertos de montaña de El León, Los Ángeles de San Rafael, Navacerrada (por el lado segoviano) y La Penosilla, sumando más de 2.500 metros de desnivel positivo.

Xcorial02

El León y Siete Revueltas libres y cronometrados

La marcha llegaba rápido a la primera zona libre y cronometrada de la jornada, el Alto del León, en el kilómetro 19, pasando primeros Carlos Verona, Javier Hernández y David Martín, marcando un registro de 21 minutos y 43 segundos. Tras este paso los ciclistas realizaban el primer avituallamiento del día, en el municipio de San Rafael, donde se hacía un pequeño homenaje a título póstumo del ciclista fallecido mientras montaba en bicicleta, Manuel-Ramón Gea.

El segundo paso de montaña se hacía en Los Ángeles de San Rafael, pasando el pelotón compacto por el alto. Rápido los ciclistas llegaban a las faldas del puerto de Navacerrada por el lado segoviano, también conocido como las Siete Revueltas. A la llegada a la conocida zona recreativa de la Boca del Asno, la marcha se dejaba libre y la ascensión era de nuevo cronometrada, volviendo a pasar primeros por la cima Verona, Hernández y Martín.

xcorial04

Todos los ciclistas se juntaban en el avituallamiento del alto y tras el descenso los participantes de la prueba afrontaban la última dificultad montañosa, La Penosilla, un puerto de seis kilómetros con 14 curvas de herradura en los primeros tres y una pendiente media del 8 por ciento, que suavizaba en la segunda mitad del puerto y tenía una zona final de tierra que recordaba al sterrato de la Strade Bianche o a las antiguas carreteras montañosas de los años 60, lo que daba el apellido a la marcha: Xtreme. Los corredores realizaban un descenso muy técnico y se adentraban en las calles de San Lorenzo de El Escorial para afrontar la clásica ascensión a meta por el Parque de la Herrería y finalizar en la subida adoquinada del Monasterio.

Sorteos y premios

Al acabar la Xcorial Xtreme se premió a los corredores y corredoras más jóvenes y más mayores, y todos los participantes pudieron disfrutar de una paella y unos pastelillos aportados por la pastelería Paco Pastel, mientras se sorteaban diversos productos de ciclismo, entre los que había varios maillots cedidos por Carlos Verona y otros productos aportados por Coca-Cola, X-Sauce, Ciclored, Bulevip, Codisports, Fontanería Martín Juez,  Bikefriendly, La Guía del Ciclismo, Prismaflex Internacional, Ciclismo A Fondo, Central Lechera Asturiana, Madrid Evoluciona Bike y Biomecánica del Ciclista Sierra. Además, la colaboración de los ayuntamientos de San Lorenzo de El Escorial y El Escorial, Patrimonio Nacional, la Guardia Civil y la Federación Madrileña de Ciclismo ha sido fundamental para la organización de la Marcha.

Xcorial01