La Feria del Libro Antiguo y de Ocasión de San Lorenzo se inaugura este sábado en uno de los patios de la Casa de Cultura

Puntual a la cita de cada año, la Feria del Libro Antiguo y de Ocasión de San Lorenzo se inaugura este sábado, 28 de abril, celebrando hasta el 15 de agosto su 26ª edición con la idea de desplegar a lo largo de casi tres semanas "una oferta de calidad a los vecinos y quienes nos visitan por estas fechas y se animan a pasear por la calle Floridablanca". En esta ocasión participan siete librerías.

Puntual a la cita de cada año, la Feria del Libro Antiguo y de Ocasión de San Lorenzo se inaugura este sábado, 28 de abril, celebrando hasta el 15 de agosto su 26ª edición con la idea de desplegar a lo largo de casi tres semanas “una oferta de calidad a los vecinos y quienes nos visitan por estas fechas y se animan a pasear por la calle Floridablanca”. En esta ocasión participan siete librerías.

Cartel Feria del Libro 2018 jpg

“El hecho de que la feria sea pequeña le añade ingredientes interesantes porque incide en un ambiente cercano, de calma, que propicia el examen detenido de lo que cada uno hemos seleccionado especialmente para estos días. Además, en mi opinión, coincidir con los festejos siempre le ha añadido encanto”, afirma Pedro Martín de Vidales, el librero madrileño encargado de la organización de uno de los eventos con el que el municipio se acerca al mundo de la lectura.

Como los últimos años de la Feria, gracias a las gestiones de otro de los participantes en el encuentro, Adán Latonda, cantantes, músicos y poetas amenizarán las tardes-noches  de los fines de semana para que más artes completen la propuesta librera anual.

El promotor de la presencia de estos artistas cree que poco a poco “se ha ido consolidando esta alternativa poético-musical en el patio de la Casa de Cultura donde se genera un ambiente casi familiar en el que combinamos los libros con otras manifestaciones artísticas”.

El encuentro de la Feria del Libro Antiguo en pleno centro de San Lorenzo, superado ya el cuarto de siglo de vida en el programa veraniego, consolida así su vocación de permanencia tanto en el panorama festivo como al de la cultura y la convivencia.

Su ubicación hace que todos los actos preparados para las fiestas y los destinados al recreo y entretenimiento compartan espacio en uno de los enclaves más hermosos del municipio, que estos meses de calor disfruta de la ausencia de vehículos a partir de las siete de la tarde.

Vecinos y visitantes pueden de esta forma disfrutar al mismo tiempo de un paseo agradable, el descanso relajado en las terrazas y el hallazgo de buenas lecturas y de ejemplares de distintas épocas, que son el testimonio en papel de quienes nos precedieron. Porque la oferta de la Feria del Libo Antiguo y de Ocasión abarca un amplio abanico que va desde la lectura de los éxitos recientes a los clásicos en los diferentes géneros y auténticas joyas de mayor antigüedad.