Galapagar y CUC Villalba pierden terreno con sendas derrotas en los campos del Canillas y el Villanueva del Pardillo

La 15ª jornada en Preferente situó en tierra de nadie al CUC Villalba, claramente derrotado en Los Pinos por el Villanueva del Pardillo (3-0), y descabalgó al Galapagar del top 5 de la Liga, después de que los arlequinados padecieran la crecida del Canillas (2-1), un equipo que va a más y que ya es señalado desde muchos sectores como el candidato tapado en esta Liga que gobierna con puño de hierro Las Rozas. El segundo domingo del año fue tan negativo para las dos grandes referencias del fútbol serrano como positivo para el Torrelodones, que ha contestado a su profundo bache de finales de 2017 con una racha de tres victorias consecutivas, la última este domingo merced a un gol salvador en el último minuto de Iván Ruiz que sirvió para derrotar al Complutense (1-0). La joven camada de Willy Galán supera ya en la tabla al CUC Villalba y, con 23 puntos, parece amagar con enfilar la parte alta. Una situación que remite a la que llegó a tener con Pepe Díaz al mando, cuando enarboló la bandera del fútbol serrano en una situación clasificatoria muy similar.

A dos jornadas para la conclusión de la segunda vuelta, son los torresanos quienes más llaman la atención por ir por encima de lo presupuestado, en una Liga que cada vez se va definiendo más por arriba: el liderato de Las Rozas parece incontestable, mientras que las hechuras del Torrejón, afianzadas pese a la derrota en Navalcarbón, y lo que transmite el juego de primeros de año de candidatos como el Villanueva del Pardillo, el Aravaca o el propio Canillas, parecen vender cara la parte alta de la tabla para las opciones serranas. Un momento crítico que pide una reacción a la altura, máxime cuando los equipos mencionados empiezan a dar la medida de lo que apuntan sus plantillas.

pardillo

El Villalba, sin opciones en Los Pinos

Las previas hablaban de un CUC Villalba “rocoso” en Los Pinos, más atendiendo a los números que a la verdadera propuesta de juego amarilla, mucho más abierta de lo que indica ese adjetivo. Pero apenas hubo opción a comprobarlo. El cuadro del uruguayo Diego Meijide, diseñado para tener el balón, no fue el equipo a la medida de su juego que esperaban los amarillos, y a ello contribuyó sobremanera la enésima concesión a pelota parada de los de Óscar Redondo. El Villanueva del Pardillo tiró un córner a los tres minutos y fue gol, obra de Raúl León, sin nadie cerca para estorbarlo. Dos minutos después pudo llegar el segundo, pero el disparo de Zárate se fue lamiendo uno de los palos. Tras ese comienzo descorazonador, el CUC Villalba empezó a asomar a campo contrario, con intentos de David y Aitor, pero cuando mejor pintaba la reacción, el Villanueva del Pardillo encontró el segundo gol en un remate a la escuadra marca de la casa de Álvaro. Con la losa encima, el CUC Villalba perdió por lesión a David, retirado con posible lesión de menisco -cuyo alcance se conocerá esta semana-, y apenas tuvo respuesta a la presión ejercida por los locales. Sus hombres de ataque se quedaron prácticamente inéditos y el Villanueva del Pardillo gobernó sin apuros la segunda parte, en la que llegó el tercer gol, esta vez obra de Víctor Barral a servicio de Zárate. El 3-0 final supone la derrota más contundente del curso para un CUC Villalba que hasta ahora no había perdido por más de un gol.

No mucho mejor le fueron las cosas al Galapagar en el complicado campo del Canillas, un equipo que venía de enseñar sus credenciales en la Ciudad Deportiva de Collado Villalba con un empate con sabor a victoria “a los puntos”. Al igual que el CUC Villalba, el Galapagar encajó un gol nada más empezar, a los cuatro minutos por mediación de Charly, pero con la diferencia de que Marcos Gil restableció el empate mediada la primera parte. El 1-1 no se movió hasta el descanso, pero fue en la caseta donde el técnico local empezó a apretar tuercas: la entrada de Ferreira y, más adelante la de Álvaro Cejudo, volcaron el partido hacia el área de Gonzalo. La resistencia galapagueña llegó hasta el minuto 35 de la segunda parte, cuando Álvaro anotó el que a la postre sería el definitivo 2-1. La derrota baja al Galapagar a la sexta plaza, aunque se mantiene a cuatro puntos de la AD Torrejón, antes de su delicada cita en El Chopo ante el Villanueva del Pardillo. Será el próximo domingo, cuando la 16ª jornada lleve al Torrelodones al campo del San Roque, en una gran oportunidad para que los de Willy Galán marquen distancia con un posible rival directo, y traiga otro partido delicado hasta Collado Villalba, con la visita del Periso.

Jaime Fresno