Óscar Redondo, entrenador del CUC Villalba: “Creo que el equipo va a crecer mucho en la segunda vuelta”

entrenador cuc villalba 1

El CUC Villalba ha cubierto el primer tercio de competición sumando 20 puntos para ubicarse en una séptima posición que lo mantiene relativamente cerca de la pelea por los puestos altos, gracias a una línea regular salpicada por sólo dos derrotas -Las Rozas y Galapagar-, entre las que fue capaz de enlazar siete jornadas sin perder. Todo un botín, teniendo en cuenta el shock que produjo el íctus sufrido por Borja Fernández-Blanco en pretemporada y la consiguiente incertidumbre en el banquillo, con Santi Herrador dirigiendo las tres primeras jornadas y la llegada de Óscar Redondo para debutar nada menos que en el campo del Aravaca, de donde sacó un valioso empate. La secuencia merece un apartado especial, pues no todos los equipos salen con tanta naturalidad de situaciones así. A ello ha contribuido la implantación hace dos campañas de una idea futbolística uniforme y la elección del nuevo técnico amarillo. Óscar Redondo es un experto del ‘scouting’ y del análisis, de reconocida trayectoria en la AD Alcorcón, donde conoció de cerca los métodos de José Bordalás, actual entrenador del Getafe.

Es debutante en Preferente y ya ha dejado como primer legado el hecho de que el equipo haya llevado a cabo una transición natural en plena Liga, gracias a una idea futbolística y a unos métodos de trabajo muy similares a los de su predecesor. El técnico dice estar “muy contento, porque si me dicen que no voy a perder hasta el partido con el Galapagar, lo hubiese firmado con los ojos cerrados. Me he encontrado una plantilla comprometida de gente joven, mezclada con veteranos que aman este deporte, que no están para pasar el rato. Se interesan por todo, están muy metidos, y aquí no falta nadie a entrenar, hay un compromiso enorme. Y luego he tenido la suerte de que Borja había hecho un equipo para jugar a un cierto estilo y, al final, la propuesta que yo quiero es ésa. Además, los jugadores son de ese perfil”. Redondo destaca además el papel esencial que ha jugado Santi Herrador en la transición, “por toda la información que me fue pasando. Su ayuda no tiene precio. Cuando llegué manejaba una información que me hizo sentir como si llevara aquí más tiempo. Creo que lo que ha pasado debe ser una motivación más para que los jugadores hagan una buena temporada por Borja”.

cucvillalba-alcobendas

De momento, el CUC Villalba marcha como cabía esperar: ya le mete diez puntos al descenso, es decir, tiene la mitad de los deberes de la permanencia hechos. Y apunta a un enorme margen de mejora, atendiendo al problema inicial con sus delanteros: Pedro Obama -24 goles en el pasado curso, igualando la marca histórica de Rafita-, reapareció la última jornada tras su complicada lesión en el tendón de Aquiles; Javi Gómez, teórico comodín ante la baja del ecuatoguineano, volvió hace dos domingos en Camarma, tras el castigo de cinco partidos por su polémica expulsión ante la AD Torrejón; y Carlos Guaje, al que le rompieron el tabique nasal en Las Rozas -segunda jornada-, no volverá hasta 2018. Óscar Redondo está convencido de que con ellos el equipo mejorará: “Cuando les tengamos de manera continua, el equipo dará un salto de calidad; vamos a estar arriba, aunque el objetivo sea no pasar problemas. Creo que va a marcar mucho la segunda vuelta. Dirá si podemos estar ahí. Me gustaría no perder en los partidos que quedan para terminar el año, porque el parón de Navidad nos va a venir muy bien”. ¿Tanto como para llegar a tener posibilidades de subir? “He visto equipos muy buenos, plantillas que están un peldaño por encima. Pero por ilusión no va a ser”, afirma.

Jaime Fresno