El Ejecutivo de Torrelodones, sobre la denuncia por el proceso de compra de Villa Fabriciano: “El que nada esconde, nada tiene que temer”

Captura de pantalla 2017-07-27 a las 9.07.29

Después de que la oposición de Torrelodones hiciese referencia días atrás a la presentación de una querella contra la alcaldesa, el edil de Urbanismo y dos técnicos municipales, en relación al proceso de adquisición del inmueble de “Villa Fabriciano”, en la calle Jesusa Lara, para la creación de una Biblioteca y sala de estudios, el Ejecutivo ha remitido a los medios un comunicado en el que realiza las siguientes puntualizaciones:

“1º) Que a estas dependencias llegaron el pasado día 13 de Julio, dos solicitudes de documentación relativas al expediente de contratación y posterior adjudicación de Villa Fabriciano. El pasado día 19 el juzgado hace aclaración sobre parte de la documentación solicitada.

2º) Que en los documentos que remite el juzgado se hace constar, que se halla en fase de diligencias previas, en ningún caso que haya sido admitido a trámite.

3º) Que el presunto delito que consta en estos mismos documentos es prevaricación administrativa, sin que se haga referencia alguna a querella criminal o falsedad en documento público.

4º) Que según refiere el Partido Popular en su nota de prensa, el Juzgado nº1 de Collado Villalba ha tenido a bien hacer partícipe a la oposición del contenido de la querella, información eéta que no ha sido trasladada a los implicados, procederemos a pedir las explicaciones pertinentes, reservándonos el derecho a tomar las medidas legales que pudieran derivarse de estos actos.

5º) Que con independencia del tipo de procedimiento o delito por el que tanto los responsables políticos como los funcionarios hayan sido denunciados, el que nada esconde nada tiene que temer, el Ayuntamiento hace públicos todos los documentos relativos a este expediente de contratación y su posterior adjudicación. https://sede.torrelodones.es/GDCarpetaCiudadano/Foliado.do?cwFol=4624FDBFE9A8774D

6º) Que queremos reseñar especialmente el Informe del Arquitecto Municipal en el que se pone de manifiesto, que el otro licitador y denunciante no cumplía con parte de las especificaciones técnicas”.