“Villalba, capital exportadora (de corruptos)” – Artículo de opinión de Tomás Alberich y Antonio de Juana

Tomás Alberich y Antonio de Juana

Collado Villalba parece que tiene mala racha. Desde hace varios años sale con cierta asiduidad en los medios de comunicación nacionales. Siempre con noticias negativas o penosas. Desde la detención del alcalde del PP en la Operación Púnica (2014) ha ido todo seguido. Poco después, en el “examen” que Esperanza Aguirre sometía a sus aspirantes a las Alcaldías, a la actual alcaldesa solo se le ocurrió decir sobre sí misma “qué voy a decir yo, no voy a decir que soy un perro judío…”. Apareció en todos los medios. Tuvieron que pedir disculpas a la Embajada de Israel…

pamm02

Últimamente las desgracias son múltiples y variadas. Aparte de por hechos violentos, el pasado mes Villalba salió en las televisiones por otro tema: la chapuza y desorganización del Gobierno municipal hicieron que un castillo hinchable, dejado a su suerte y sin monitores, fuera ocupado por decenas de niños provocando que se hundiera y causando varios heridos, en una actividad “organizada” por el propio Ayuntamiento.

Pero los casos de corrupción se llevan la palma. Se multiplican, se ceban con Villalba y volvieron a ocupar las portadas con más fuerza. En la operación Lezo y alrededores aparece destacado un viejo conocido pepero del municipio, Pedro Antonio Martín Marín (PAMM) y, por si esto no fuera bastante, a los pocos días el famoso chalet ‘offshore’ de Moix nos golpea: la operación que acabó con la más que sospechosa carrera del fiscal anticorrupción es el chalet panameño de aquí mismo, en la urbanización Fontenebro.

¿Qué tienen en común el recién defenestrado fiscal Moix y Pedro Antonio Martín? Seguramente muchas más cosas de las que podemos imaginarnos, pero hay una que salta a la vista como ciudadanos villalbinos y es que efectivamente los dos tienen intereses inconfesables en Villalba… Seguramente muchos otros más de los que conocemos. Por ejemplo, no sabemos a ciencia cierta si Moix fue a la boda de la hija de Aznar, pero no nos extrañaría… (sí, esa boda famosa en que todos los invitados han sido imputados por algo).

Otra de las cosas que tienen en común es la Operación Lezo: a ninguno de los dos les gusta que se haya puesto en marcha y a ninguno de los dos les gustaría estar implicados.

chaletmoix
Imagen del chalet de Manuel Moix en Fontenebro

Manuel Moix es compañero de promoción de Juan Ignacio Santos Alonso, defensor del PP en muchas de las causas que tiene abiertas en este momento, y Pedro Antonio también conoce en profundidad los entresijos del partido en Madrid.

Los dos tenían solares y casas familiares en Villalba; uno al menos la conocida de Fontenebro y el otro en varias fincas. Tal vez la más importante de PAMM era la finca de La Venta (junto a la antigua N-VI), en la que logró una favorable recalificación y más de un aumento de la edificabilidad a principios de la década pasada, gracias a pactos del PSOE con PP (IU fue el  único grupo que se opuso). Acuerdos secretos, o no tanto, para favorecer a Pedro Antonio, muy amigo de la portavoz de su partido en Villalba, Carmen Rodriguez, a la que apoyó desde Génova frente a otros que querían apartarla de su aspiración a la Alcaldía (que nunca consiguió).

Antes, habían intentado recalificar, con una densidad mucho mayor que la de su entorno, las fincas de Martín Marín en la carretera de Fontenebro (Charco de la Peña y Arroyo Arriba Norte), cosa que afortunadamente se logró impedir.

El capo tapado 

PAMM es abogado, empresario y terrateniente, amigo de Ignacio González y de Esperanza Aguirre, que visitó en varias ocasiones su domicilio familiar de la ‘La Venta’, finca ocupada actualmente por bloques de viviendas y diversas empresas comerciales, después de suculentas ventas.

Pedro Antonio fue concejal del Ayuntamiento villalbino en la primera legislatura democrática, presentándose por la UCD a la Alcaldía, elecciones que perdió (su padre sí llegó a ser Alcalde de este municipio, pero durante la dictadura).

Pedro Antonio Martín y el ex alcalde socialista de Collado Villalba, Carlos Julio López Jiménez, estuvieron casi 20 años como integrantes del Consejo Taurino de la Comunidad de Madrid, afición (que no el cargo) que también heredó el siguiente alcalde socialista de Villalba, el promotor del túnel que arruinó las arcas municipales.

Pedro Antonio, como buen conocedor de los medios de comunicación, siempre que ha podido ha conseguido no aparecer en ellos, a sabiendas del riesgo que ello conlleva para un político poco transparente. Según las conversaciones publicadas de Ignacio González y su hermano, lleva cobrando comisiones por todo desde el principio de los tiempos, desde hace más de 20 años: “En un momento en que los hermanos González planean invertir y gestionar la firma audiovisual Auditel, Pablo describe a Ignacio al expresidente del Consejo Superior de Deportes como alguien avaricioso en el cobro de comisiones: ‘Pedro Antonio se llevaba por todas partes, o sea… vino también a decir que quería llevarse de… de los vídeomarcadores que habíamos puesto nosotros… porque es que quería llevarse también de… venía Elton John y también quería llevarse comisión” (El País, 17-05-17) (¿se acuerdan de la costosísima actuación del cantante en Villalba? Pues eso).

pamm01
Martín Marín, con “El Bigotes” en la boda de la hija de Aznar

Presuntamente cobraba hasta por la reventa de las entradas a los toros en la Plaza de las Ventas. Pero no solo lo hacía a lo pequeño, también a lo grande. Porque imagínense cuanta comisión se puede arañar de la instalación de sillas de lujo en el Palacio de Deportes de la Comunidad de Madrid, o de los canales de Hispasat (fue responsable de esta firma pública de gestión de satélites), o de las votaciones en el COI y otros organismos deportivos internacionales a los que perteneció y que, según los hermanos González y alguna información más, se repartían las comisiones con los responsables de la FIFA y la UEFA.

Durante tiempo se le ha llamado el fontanero/bombero de José María Aznar. Sustituyó a Miguel Ángel Rodríguez como secretario de Estado de Comunicación. De todos es sabido que Miguel Ángel era (es) un bocas, y tenía una alta exposición a los medios. Sin embargo, con PAMM ocurre todo lo contrario; consiguió no aparecer casi nunca y esto le permitió hacer la tarea que le habían encomendado, de reestructurar el mapa de los medios de comunicación en España. La actual caverna mediática que impera en nuestro país se la debemos en gran parte a él, que fue colocando peones y dando prebendas para poner y quitar directores, tanto en los medios públicos como en los privados.

También le nombraron Presidente de Admira Media (2002/2005), empresa que gestionaba los intereses de Telefónica en los medios de comunicación, series, partidos de fútbol, etc. Amigo de Rouco Varela, en marzo de 2017 Pedro Antonio ha sido nombrado presidente del Patronato de la Fundación Cope y es además consejero de la Cadena Cope y de 13TV. Suponemos que los obispos le han premiado por su larga y católica trayectoria.

Respecto a su paso por el mundo del deporte, ha sido secretario de Estado de Deportes (1996/1998, época de Aznar), presidente de “Madrid, Deportes y Espectáculos” (2005/2013), directivo del Real Madrid, miembro del Comité Olímpico Español… y por todo esto le han concedido la Medalla al Mérito Olímpico y la Medalla de Oro al Mérito Deportivo, aunque sinceramente no tenemos noticia de que practicara ningún deporte. A no ser que el maquiavelismo se convierta en disciplina olímpica… Entonces sí se merecería una medalla. O quizás no y su única virtud es como la que le achacan al fiscal Moix, de estar siempre donde se le espera.

Tomás Alberich y Antonio de Juana  (http://tomasalberich.blogspot.com.es/)