Homenaje a Román Herranz, organizador de la ‘Clásica a los Puertos de Guadarrama’

Desde que Román Herránz, se convirtió en el año 1.978, en el organizador, de nuestra prueba ciclista, “Clásica a los Puertos de Guadarrama”; que se celebraba recorriendo gran parte de nuestra Sierra del Guadarrama, él consiguió hacerla una de las más importantes del calendario ciclista Nacional e Internacional, especialmente en los últimos años en los que era, la puesta a punto previa, para celebrar la Vuelta a España. La última vez que se celebró fue en el año 2008, después de que en su envidiable palmarés figurasen los corredores tan ilustres como el pentacampeón del Tour de Francia, Miguel Indurain; Fernando Escartín; Pedro Delgado; Juan Fernández; Laudelino Cubino; Ángel Luis Casero y en el último año disputada, el corredor estadounidense Levi Leipheimer, entre otros muchísimos y grandísimos corredores ciclistas, durante esos largos treinta años, en los que él estuvo al frente se responsabilizó de todo, personalmente, para su total y buena ejecución y conseguir el éxito.

romanherranz01

Rendir homenaje el 3 de octubre de 2.016, a la memoria de Román Herránz -fallecido en diciembre de 2014- es muy difícil y fácil a su vez, como el “alma mater” que fue el impulsor total de nuestra desaparecida prueba ciclista “Clásica a los Puertos de Guadarrama”; ha sido el objetivo de todos los grupos políticos municipales del Pleno de Guadarrama y respondiendo así a una propuesta realizada y no terminada todavía, desde y por el Partido Popular de Guadarrama. De este modo y muy justamente, queremos todos sus amigos, agradecérselo a Román y reconocerle públicamente, su grandiosísima labor de promoción nacional e internacional de nuestra localidad. Esta iniciativa política, que sigue todavía con su trámite, se completará con la elección de un espacio público que llevará su nombre, para mantener muy vivo su recuerdo, de este extraordinario buen amigo y gran vecino de Guadarrama.

Sus grandes esfuerzos y empeños fueron determinantes para convertir esta prueba ciclista en un referente, en el mundo del ciclismo profesional de la UCI prueba de clase 1.1. Román Herranz, nos mantuvo activos en esta carrera, hasta el pasado año 2008. Después, con la grave situación económica, principalmente, entre otros motivos, hizo imposible mantenerla y seguir disfrutando de esta prueba y con ese gran espectáculo.

romanherranz02

La “Clásica a los Puertos de Guadarrama” fue su vida y su obra, por supuesto después de su querida familia, aunque siempre estaba dispuesto a echarte una mano, en todo y a todos, y a tomarse un simple café contigo, desde su tienda de electrodomésticos (que como él decía no tenía clientes, sino muchísimos amigos), en la calle de La Iglesia. Una carrera de pueblo, dicho en el mejor sentido de la palabra, ya que en esos días, siempre a mediados del mes de agosto, Guadarrama era una auténtica gran fiesta deportiva. Su promoción y el obligado paso de categoría a internacional, fue el comienzo de su declive porque, paradójicamente, costaba muchísimo más, en todos los sentidos, el traer los equipos de fuera de España, para un solo día de competición. Y si encima coincidía la fecha con Vuelta a Portugal, adiós. Al final, entre todo eso y el leve cansancio de Román, las excesivas normativas y legalidades, cada vez más fuertes y exigentes, el desinterés de nuestra localidad, que antes se volcaba, la ausencia de nuevos patrocinadores y el envejecimiento de una organización en la que se echaba en falta “savia nueva”, llevaron a la desaparición de esta “prueba de pueblo”, del nuestro, de nuestro querido Guadarrama; pero con una imagen de marca que bien querían para sí otras muchas carreras mayores. El tener apenas 150 kilómetros, pero de pura montaña, con dos vueltas al circuito de La Serranilla, el paso por El León, Segovia y Navacerrada y dos vueltas más, antes de llegar a meta, poco antes de la hora del vermú, aseguraban siempre un buen ciclismo y para todos una fiesta grande, estábamos ese día todos, grandes, pequeños, vecinos, veraneantes y numerosísimos aficionados venidos de todas partes del país.

En 2009 comprendió Román que el ciclo se había cerrado y puso el “fin”, ya definitivamente. Hablaba del pasado con añoranza, pero sin pena. Resignado, pero a la vez contento de su pequeña pero gran aportación a este mundo, en esos treinta largos años vividos de buen ciclismo y aquí estamos y seguimos echándote muchísimo de menos, a ti y a nuestra carrera, querido amigo, pero ahora al pasear todos los días por el espacio público, viendo tu placa, seguiremos teniéndote, aún si cabe, más cerca y en nuestro corazón y seguro que en el de muchos guadarrameños y amigos del ciclismo, para ti, siempre. GRACIAS.

Tus amigos del ciclismo. Colaboradores de todo tipo, de tu gran carrera como: Prensa. Locutores y animadores. Avituallamientos. Controladores. Coordinadores. Montadores de pancartas. Pintores y decoradores. Megafonía. Servicios Sanitarios. Conductores. Motoristas. Patrocinadores. Corredores. Grupos Deportivos. Federaciones. Colegios de Jueces y Comisarios Deportivos. Asociaciones y Peñas Ciclistas. Fuerzas y Cuerpos de Seguridad. Organismos Oficiales. Nos acordaremos de ti y te tendremos presente.

Pablo Esteban Herranz