La escurialense Patricia García, rumbo a los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro con la selección española de rugby 7

El poderoso juego de la escurialense Patricia García fue decisivo en la final del torneo de repesca mundial, disputado el pasado fin de semana en Irlanda (Dublín). España doblegó así a Rusia (19-12), obrando el milagro de conseguir el pasaporte olímpico para los Juegos de Río de Janeiro 2016, donde el rugby 7 debuta como disciplina olímpica, algo que la selección masculina ya había conseguido semanas atrás.
rugby_primeEn la fase de grupos, las Leonas ganaron todos los partidos de la repesca: Túnez, Venezuela y México fueron presas más o menos asequibles para el combinado nacional dirigido por José Antonio Barro ‘Yunque’. En cuartos llegaría el cruce ante China, con una dificultad que no refleja el contundente resultado de 21-0, mientras que en semifinales aguardaba Kazajistán, en un partido en el que la correosa defensa española fue clave para conseguir la victoria (28-0, incluyendo un ensayo de la jugadora nacida en El Escorial en 1989).
En la final, dos jugadas protagonizadas por Patricia García sirvieron para abrir una brecha (14-0) que por momentos parecía definitiva, pero las rusas acabaron acercándose peligrosamente. Aún así, y pese a las acometidas de Daria Bobkova, el triunfo acabó cayendo del lado español.

PatriciaRodríguez
Fotografías: www.patriciagarciarodriguez.com

“Para nosotras es un hito histórico; es algo que hasta hace poco era impensable para el rugby español. Estar en los Juegos Olímpicos es la culminación a seis años muy duros trabajando en este proyecto. No podemos estar más contentas”, señalaba Patricia García en declaraciones a “Aquí en la Sierra”. “Nuestra presencia en Río, junto a la selección masculina, supone un antes y un después en el rugby nacional. Yo he estado jugando en países como Nueva Zelanda y Francia y allí se vive de una forma muy intensa, hay cultura de rugby, es el deporte nacional”, relataba la rugbier escurialense de 27 años, considerada una de las mejores jugadoras del mundo.
Jugando al fútbol
Antes de decantarse por el balón oval, Patricia García dio sus primeros pasos jugando al fútbol en El Escorial. “La culpa casi fue de Irene Schiavona [jugadora que es de la vecina localidad de San Lorenzo, aunque finalmente no ha estado en el equipo que jugó la repesca], que no paraba de hacer placajes en los entrenamientos. Ella fue la que me convención para que probase en el rugby”, explicaba. Así fue como llegó en 2008 al equipo de Geografía e Historia de la Universidad Complutense de Madrid. Luego recaló en el Olímpico de Pozuelo, además de pasar por un par de clubes franceses y uno de Nueva Zelanda; precisamente de allí es Carla Hohepa, uno de los grandes referentes de Patricia, que en 2014 recibió el título de Hija Predilecta de El Escorial.
Ahora, una vez conseguido el pase a Río 2016, lo tiene claro: “El objetivo era clasificarnos. Podía parecer una locura, pero nosotras sabíamos que no era imposible. Pensar más allá ahora es difícil, pero creo sin duda que estamos en condiciones de pelear por el diploma olímpico”.
Todo su mundo gira alrededor del rugby: deporte, esfuerzo, determinación, pero también respeto, educación en valores, empuje y determinación, elementos que le han llevado a llevar su sueño oval al mundo de la empresa -cuenta con una línea de ropa exclusiva- y la comunicación; basta con echar un vistazo a su propia página web (www.patriciagarciarodríguez.com) para comprender la filosofía de esta jugadora que tiene claro que el desarrollo máximo individual solo adquiere sentido cuando se aporta al colectivo.

Enrique Peñas

rugby01