De la represión franquista a las menciones honoríficas: casi seis horas de Pleno en San Lorenzo de El Escorial de debate sin entrar en la gestión municipal

Cinco horas y cuarenta minutos después, apenas se habló de gestión municipal en el pleno celebrado este jueves en San Lorenzo de El Escorial, consumiéndose el tiempo en mociones de distinto tipo, desde la condena de la represión franquista a la propuesta para declarar el municipio como libre de circos con animales. En primer lugar, se aprobó la concesión de una mención honorífica a la Policía Local, destacando el edil de Seguridad, Francisco Herraiz, el trabajo desarrollado por este cuerpo.

Desde el PP, Javier Santiago, reconociendo esta labor, indicó que la Policía es “un cuerpo municipal, por lo que al final es ponerse las medallas a uno mismo”. En este sentido, planteó que en vez de “mención honorífica” fuese una “felicitación”, para acabar reclamando que este reconocimiento se hiciese extensivo a todos los departamentos del Ayuntamiento.

A continuación, se aprobó la concesión de la medalla de bronce del Real Sitio a Ángel José Virto Ramírez, agente de la Policía Local que intervino en el incendio que arrasó una vivienda de madera en la calle Tulipanes de El Escorial. Su intervención, subrayó Herraiz, fue decisiva para salvar la vida a dos niñas y a su madre, destacando además que tiene más valor aún al tratarse un acto fuera de servicio.

Llegó luego el debate de la moción presentada por En Común para condenar la represión franquista y reconocer a los represaliados. “Verdad, justicia y reparación”, insistió Jesús Gimeno, asegurando que San Lorenzo de El Escorial fue “epicentro de la represión en la comarca”, con “al menos 85 personas que yacen en la fosa del cementerio parroquial”. Su compañera de grupo, María José Santamaría, insistió en la condena del franquismo como “régimen criminal”, incidiendo igualmente en la necesidad de poner en valor “la legalidad democrática de la Segunda República”. En el ámbito local, reclamó la “reconversión del Valle de los Caídos en un memorial de la represión” y el nombramiento del último alcalde republicano, Vicente González García-Carrizo, como hijo predilecto.

A partir de aquí se entró en un debate que se prolongó durante una hora, con una dura intervención del edil del Partido Popular Juan José Blasco, que afirmó que estamos ante el “Pleno de la vergüenza”. “Traen aquí unas mociones vergonozosas que intentan ocultar que ni se gestiona ni se gobierna; no hay equipo, no hay rumbo, ni un solo asunto de gestión municipal”, aseguró. Para el concejal del PP, estas mociones “fomentan el enfrentamiento”. “¿No cree usted que a los ciudadanos les interesan más cosas?”, preguntó, para añadir que todos los grupos con representación estaban en contra de “todo tipo de violencia y de la dictadura”. “Son mociones de postureo, para que no se vea su ineficacia; piense cómo están dejando el pueblo”, manifestó, para acabar diciendo que “el problema real es que aquí no hay equipo”. La alcaldesa, Blanca Juárez (Vecinos), intervino brevemente para pedir que no se faltara el respeto a los concejales, mientras que a continuación tomó la palabra el portavoz de Ciudadanos, Víctor Rufo, señalando que estábamos ante “una moción de marcado carácter político y no municipal”. “Tenemos que salir de la dinámica de la Guerra Civil”, afirmó.

sanlo2

Después, el concejal de Sí Se Puede, Esteban Tettamanti, pidió que el Pleno “no se convierta en un Sálvame Deluxe”. Apoyó rotundamente la moción de En Común, asegurando que “condenar la dictadura no es un ejercicio de división ni de odio, sino que nos hace ser un pueblo más respetuoso con la democracia y los derechos humanos”·

El edil de Alternativa Municipal Española, Carlos Zarco, se empleó con contundencia, manifestando que era una moción “partidista”. “Si traemos historia, traigamos toda la historia, porque cientos de personas de este pueblo murieron en Paracuellos”, recordó. “San Lorenzo estuvo en el lado republicano y hubo represión, y luego más tarde otra represión, y recordarlo supone esparcir el dolor. Muchos no tuvieron ningún juicio y acabaron en las cunetas”, señaló, citando nombres como los de José Cogolludo, Luis Álvarez Fernández o Justino Garza.

También intervino el portavoz de Vecinos, Álvaro Martínez, indicando “ni nos eligen ni nos pagan para discutir estos temas”. Para cerrar, Jesús Gimeno dijo que “no se trata de abrir heridas, sino cerrarlas; no se pide revolución, sino verdad, justicia y reparación”. La propuesta no fue aprobada, al recibir los votos en contra de PP, ciudadanos y AME (PSOE y En Común votaron a favor, mientras que Pueblo San Lorenzo y Vecinos se abstuvieron).

A continuación, los grupos que integran el Ejecutivo, así como Sí Se Puede, presentaron una moción sobre los huertos urbanos ecológicos, defendida por Esteban Tettamanti. Destacó que permiten crear “espacios educativos de encuentro intergeneracional y proporcionan mayor calidad de vida”. La moción planteaba la elaboración de un catálogo de terrenos públicos aptos para huertos ecológicos como actividad lúdica, ambiental y social, así como la realización de un estudio de viabilidad técnica y económica. En caso de que saliese adelante, se redactaría un reglamento de uso, explicó. Por su parte, PP y AME mostraron sus reservas, por lo que se abstuvieron.

No salió adelante en cambio la moción para declarar San Lorenzo de El Escorial municipio libre de circos con animales, ya que PP, Ciudadanos y AME votaron en contra. Continuando con las mociones, Sí Se Puede, Pueblo San Lorenzo, En Común y PSOE lograron aprobar la propuesta para conceder la Medalla de Honor a título póstumo a Vicente González García-Carrizo, último alcalde republicano de la localidad, fusilado en 1939.

sanlo 1

El Pleno prosiguió con una moción de urgencia presentada por el PP para crear una comisión informativa que abordase el plan de ordenación del Monte de La Jurisdicción, pidiendo que se cite al director general del Medio Natural para conocer los detalles de esta propuesta. “Quiero que se informe, porque desde hace un mes no se nos hace ni caso”, manifestó el portavoz popular, José Luis Fernández Quejo. Por su parte, el edil de Medio Ambiente, Jesús Gimeno, afirmó que “el plan está en la web, todo el mundo está informado”, señalando también que se han presentado 64 alegaciones. “Hay que pactar con la Consejería de Medio Ambiente cómo se hace el cierre, y eso no figura en el plan; ustedes tienen su opinión, pero no la mayoría”, afirmó finalmente Fernández Quejo. La moción salió adelante con los votos de PP, Ciudadanos y AME, al igual que otra propuesta de los populares para que el escudo municipal vuelva a figurar en la página web (ahora lo hace el logotipo que salió elegido en el concurso de imagen de marca), así como en edificios públicos, folletos y todo tipo de comunicaciones. En todo caso, el portavoz de Vecinos, Álvaro Martínez, aseguró que “el manual de identidad cumple escrupulosamente con lo que pone el reglamento”.

Ya en el turno de ruegos y preguntas, y después de que se contestaran las preguntas que se habían quedado pendientes de la sesión plenaria anterior, el ex alcalde y actual portavoz del PP, José Luis Fernández Quejo, se dirigió a la regidora, Blanca Juárez, para preguntar si consideraba “censura” no responder a las preguntas en el mismo Pleno en que se formulaban. “No”, dijo Juárez, argumentando que el ROF establece que “se deben presentar con antelación para que las respuestas estén bien formuladas”. “Lo único que quieren es montar el numerito, y por eso quieren las respuestas inmediatas”, afirmó. “Entonces, ¿su idea de transparencia es que las preguntas sean contesatadas 30 días después?”, reiteró Fernández Quejo, algo en lo que también incidió luego la edil Carlota López Esteban. La alcaldesa contestó de nuevo que las respuestas llegarían, “bien argumentaras”, en la próxima sesión (a finales de mayo), por lo que el grupo municipal del PP decidió abandonar el Pleno. “Entendemos que limitan el debate político y la labor de la oposición, por lo que veremos la manera de formular las preguntas”, afirmó López Esteban.